El trabajo con una lectura no termina cuando leemos la última palabra. Después tenemos que empezar a recopilar y recoger la información que hayamos obtenido sobre este libro y sobre todo a estructurar nuestra opinión sobre la obra.

Para ello se llevan a cabo las reseñas. Son como una ficha del libro con datos fundamentales y nuestras propias opiniones.

LA REFERENCIA BIBLIOGRÁFICA: (¡ojo! Fijáos en los tipos de letra)
Nombre del autor APELLIDOS: título del libro. Ciudad, editorial, año.


EL RESUMEN DE LIBRO: Corto: el argumento. Normalmente el resumen no contiene todo sino que se suele hacer una sinopsis que narra el arranque del libro.

CONTEXTO: Época en la que se desarrolla: ideas costumbres, similitudes y diferencias con la nuestra.

PERSONAJES: Los más importantes, citando el nombre y su papel en el libro o su relación con otros personajes.

LA OPINIÓN PERSONAL: Hay que ir un poco más al detalle y no solo decir si nos ha gustado o no. La estructura de la opinión sería más o menos esta:

  • Tu opinión sobre el libro: si te ha gustado o no, a quién le podría gustar, a quién se lo aconsejarías.
  • Por qué te has formado esa opinión.
  • Aquellas partes que te parecen más interesantes. Qué elementos no te han gustado
  • Una conclusión que recoja tus opiniones sobre todo si el libro ha conseguido lo que se proponía.
USAR LOS VERBOS CORRECTOS
A ver si puede ser que utilicemos verbos que nos ayuden a estructurar la opinión: creer, opinar, considerar, pensar, tener claro...
Conectar unas frases con otras: en consecuencia, o sea, sin embargo, además...
Organizadores: para empezar, para terminar, en conclusión, en definitiva.
Last modified: Sunday, 21 March 2010, 11:19 AM